Saltar al contenido
Prodecoracion

Mesas de Noche

Aunque a veces la cama cuenta con un pequeño espacio que se podría considerar como “mesa de noche”, nada es mejor que tener una mesa ajena a la estructura de la cama.

Así, podrás ponerla donde quieras y elegir el diseño que más se adapta a tu gusto personal. ¿Quieres saber que tipos de mesas de noche ponemos a tu disposición? ¡Echa un vistazo!





¿Cómo es la mesa de noche perfecta?

No existen las mesas de noche perfectas, todo depende del gusto personal de cada uno. Ahora, claramente, según tu forma de ser y el tipo de vida que lleves en dormitorio, será de un tipo u otro.

Hay quien prefiere que las mesas de noche no tengan patas, sino que sea una estructura rectangular, con un espacio de almacenaje abierto y un solo cajón. A otras personas les encantan las patas, y cuánto más altas mejor, teniendo la mesa de noche más o menos cajones, según el diseño del fabricante.

Las mesas de noche altas no son muy recomendables, salvo que tu cama sea bastante alta, porque si la cama es más baja, te golpearás con la esquina de esta.

Un espacio de almacenaje perfecto

Sea para lo que sea que vayas a usar tu mesa de noche, nadie te va a negar que es un espacio de almacenaje perfecto. En los cajones podrás tener guardadas las gafas, la medicación que te tomes y algunos enseres personales que necesites tener a mano.

Si el espacio es abierto, tendrás suficiente lugar para poner algunos libros para leerlos por la noche, o las películas que más te gusten para verlas por la televisión.

Y sobre la tabla, una bonita lámpara, dejando algo de espacio para una botella de agua o lo que necesites tener siempre a mano… ¡tener mesas de noche en el dormitorio son todo ventajas!